Nueva moneda de cambio: Tu conversación para influir en el mercado

Madrid, 11 de noviembre del 2010.- Tu capacidad de conversar será el centro de tu currículo. Hasta ahora, analizar el perfil profesional de una persona consistía en ponderar estas variables:

  • Formación Académica, Idiomas, Grado Superior.
  • Trayectoria Profesional y Albúm Tarjetas de Visita.
  • Desarrollo de la entrevista personal.
  • Lugar de Nacimiento y Residencia.
  • Otras actitudes y aptitudes (Conferencias, Libros,

Adolfo Corujo, experto en comunicación corporativa de Llorente y Cuenca, aseguró en la jornada “Comunicación Corporativa 2.0, La Comunicación Interna” de la Universidad Carlos III de Madrid: “Por primera vez en los últimos 50 años, la comunicación está cambiando el modelo de hacer negocios en las empresas”. Es decir, la explosión de interacción que permite Internet supone una revolución que cambia la forma de vivir y de trabajar de todos los seres humanos con acceso a la Red. Las compañías, progresivamente, abren sus ojos a esta nueva realidad imparable para mirar los mercados, los clientes, la detección del talento para sobrevivir. Lo que podría parecer una época de transición, impulsada por la mayor recesión económica mundial del último siglo, es un tren al que nos tendremos que subir todos. Y para las compañías las paradas de este tren serán:

  • Tu capacidad de conversar, vista como capacidad de influir en públicos. La economía de la atención, y la falta de tiempo, requerirá de expertos influenciadores en tiempo real. Los retornos de las decisiones empresariales se conocerán inmediatamente.
  • Colocar tu nombre completo en los tres buscadores de Internet:Google, Bing y Yahoo, para comprobar tu identidad digital. Se trata de un análisis gratuito, rapidísimo y con un volumen de información milimétrico, en comparación con cartas de recomendación, llamadas telefónicas a empresas anteriores, etc.
  • Seguimiento de tus perfiles en Redes Sociales Profesionales y de Ocio.
  • Seguimiento de tu blog personal y de aquellos blogs corporativos donde intervengas.
  • Monitorización de tus expresiones y comentarios en la Red,  donde todo permanece y nada se borra.
  • Análisis de quiénes son tus fans, seguidores y qué interactúas con ellos.

Tu currículo se sintetizará en tu capacidad de conversar con los públicos, internos y externos de la empresa, a través de cualquier dispositivo y circunstancia. Una evidencia tanto para la clase directiva, como para cada uno de los empleados. Todos sumamos, desde el móvil, desde cada, desde el trabajo….Todos somos un medio de comunicación que emite mensajes, opiniones, recomendaciones, críticas…y sólo queda gestionarlo con criterios adecuados.

No importa tu altura o peso, tu forma de vestir o peinarte, no importa tu formación académica, ni tus anteriores trabajos, no importa tu coche o tu móvil, si estás casado o soltero, si sabes conciliar tu trabajo con tu vida privada….sólo importa tu capacidad de conversar para influir en el mercado.

Un fabricante de zapatos te contratará para vender más zapatos, desde tu puesto de responsabilidad, sea el que sea. Gerente, guarda de seguridad, Director Financiero, operario de limpieza. Cada uno deberá participar en la cultura corporativa de este fabricante de zapatos para influir.

Un banco te contratará para atraer más clientes a sus productos y servicios. Tan importante será el administrativo que gestione el flujo de caja, como el técnico de mantenimiento. En la nueva realidad, estos perfiles conversarán y ayudarán, o no, en ese objetivo de atracción e influencia.

Los que estamos conversando ya estamos influyendo. ¿Y tu?